Archivo octubre, 2013

EL MENSAJERO No. 403

Año 8. No. 403. 27 de Octubre de 2013. Colima, Col. Calle 27 de Septiembre, 561.

Contenido:1

Dios nos quiere…  - Javier Armando Espinosa Cárdenas
De lo necesario a lo… – Victor M. Sánchez Rodríguez
Cristianos o Laicos… – Sergio Solís V.
Halloween
Dios no es Orgulloso – Carlos Orozco Galeana
Vida Parroquial

No hay Comentarios

DIOS NOS QUIERE INCONDICIONALMENTE

En el evangelio de Lucas hemos visto que Jesús convive con los despreciados, para decirnos que Dios quiere que todos nos salvemos, porque Él es la revelación del Padre que procede como pastor en busca de la oveja perdida y Padre misericordioso, para rescatar de la perversión o autosuficiencia a los hijos y podamos sentarnos todos en la misma mesa, como una sola familia, ya que Dios no discrimina y espera un signo de arrepentimiento para expresarnos todo su amor.

PUBLICANO

Pero responder a su amor y cumplir su voluntad, de ser evangelizadores, como vimos el domingo pasado, no nos hace acreedores a privilegios ni nos da derecho a proceder con actitudes de vanagloria (porque nos integramos a un grupo, desempeñamos un ministerio o vamos a misa todos los domingos). El evangelio de este domingo: Lucas 18, 9-14, pone el acento en este punto.

En la comunidad de Lucas había gente que se creía buena y por eso con derecho a despreciar a los demás, por lo que Lucas nos recuerda una parábola de Jesús: “Dos hombres subieron al templo para orar: uno era fariseo y el otro publicano. El fariseo, erguido, oraba así en su interior: “Dios mío, te doy gracias porque no soy como los demás hombres…” Aquí no había ninguna mentira.

El fariseo era un hombre cumplidor de la ley, piadoso, capaz de ayunar más de la cuenta, conocedor de las Sagradas Escrituras, admirado y respetado hasta el primer siglo de la Iglesia, por no ser estafador ni adultero; y si se aparta de los demás es solo para evitar la impureza que le impedía tomar parte en el culto sagrado. Pero su mal está en pensar que al igual que él, Dios también desprecia a los malos, y que se puede encontrar la salvación por la capacidad de emerger por uno mismo; tanto que su oración solo sirve para despreciar, descontar, desaprobar al malo y buscar su auto exaltación, colocando a Dios al servicio de su mezquindad y orgullo.

Este fariseo, a pesar de ser tan piadoso, no conoce a Dios, él se pone al centro de la vida y desplaza a Dios; de allí que nunca da gracias por el perdón inmerecido que Dios nos ofrece. Su confianza la pone en sus fuerzas y capacidades, nunca habla de haber puesto su corazón en Dios, ni sus bienes al servicio de los necesitados, y menos de hermanarse con los marginados o sacar de la postración a quienes le rodean; para él Dios reina y salva a unos cuantos, por lo que toda esta mentalidad del fariseo choca con lo que Dioses y Jesús nos ha dado a conocer.

En este texto se pone de manifiesto que Dios reina dando su perdón y su justicia a todos sus hijos, aun a los perdidos, porque Dios es amor gratuito e incondicional expresado en Jesús. Aquí esta lo central del evangelio y de nuestra vida: Buscamos a Dios que nos hace hermanos, porque es infinito amor revelado en Jesucristo o la dios que hace diferencias, o lo peor queremos emerger solos, sin Dios, corriente muy de moda en la actualidad. El dios que solo privilegia a unos es un ídolo, no es el Dios que nos ha dado a conocer Jesús y peor será tu existencia si quieres vivir como si Dios no existiera, pierdes       la dimensión de la trascendencia y caes en la obsesión de vivir intensamente el momento.

El desenlace de esta parábola seguro que produjo y produce escándalo, porque el publicano era lo peor de aquella sociedad: extorsionador, sinvergüenza, avaro, arpía y vende patria. Pero se dirige a Dios reconociendo que no tiene derecho ni a levantar la cabeza y pide a Dios su clemencia, desde su miserable condición: “Dios mío, apiádate de mí que soy un pecador” y al igual que el ladrón arrepentido, suplica la benevolencia inmerecida, basando su esperanza en el perdón, ya que sabe no tiene derecho a pedir nada y con lo único que cuanta es con la misericordia de Dios, por lo que Jesús termina diciendo: “Yo les aseguro que éste bajó a su casa justificado… porque todo el que se enaltece será humillado y el que se humilla será enaltecido”. Jesús hace esta aseveración porque es Dios con nosotros, y en ella nos dice que llegamos  la salvación no por ser buenos, sino porque Dios ama incondicionalmente y es infinitamente bueno, ya que su reinado es también para los perdidos y excluidos.

Pensemos ¿la amistad que llevas con Dios te aparta de los demás o te hace incluirlos en la vida de la Iglesia, hasta darles un trato de hermanos y ser una sola familia?

 P. Javier Armando Espinosa Cárdenas

No hay Comentarios

DE LO NECESARIO A LO SUPERFLUO

A primera vista, la distinción entre ambos conceptos parece clara: de lo superfluo podemos prescindir, de lo necesario no. Pero hay una tendencia universal a convertir en necesarios objetos y prácticas que nacieron antes como superfluos. Lujos como protegerse los pies con el calzado acaban redefinidos como necesidades y son adoptados por todos los miembros de la comunidad.

En efecto, gracias a la permanente innovación, aparecen nuevas posibilidades para la vida humana que, en un primer momento, sólo están al alcance de una minoría poderosa o extravagante, pero que luego se generalizan y se convierten en símbolos de autorrealización humana para todas las personas, hasta tal punto que resulta inimaginable no servirse de ellos.

Hay varias dinámicas que empujan por esta vía. La adopción de novedades a veces resulta de la lógica de la distinción: los grupos privilegiados desean mostrar su superioridad social mediante signos que los distingan del común de los mortales. Se visten distintos, comen distinto, viven en casas distintas. Otra dinámica es la lógica de la imitación: los de abajo quieren parecerse a los de arriba y los imitan. Esto sólo ocurre cuando hay medios materiales suficientes a disposición de los de abajo y cuando imperan valores igualitarios.

En sociedades como las modernas, que proclaman el principio de igualdad —coexistiendo con enormes desigualdades de hecho-, la lógica de la imitación representa una fuerza motriz que impulsa el consumo de masas como mimetismo de las clases populares respecto de las privilegiadas, en una carrera indefinida hacia consumos crecientes en todas las clases de la sociedad.

Unas y otras satisfacen su necesidad de autoestima, reconocimiento y autorrealización comprando más y más cosas, de acuerdo con los valores adquisitivos y posesivos que predominan en el imaginario colectivo. ¿Ha notado el efecto que tiene la televisión sobre esto? ¿Se hace necesario actuar así?

PETRO

De lo anterior, cabe concluir que las necesidades básicas universales, que reúnen las biológicas y las psicosociales, se pueden  satisfacer de muy distintas maneras. El desarrollo económico y técnico de los dos últimos siglos ha hecho emerger sociedades con  valores adquisitivos y posesivos. El poder de la técnica ha hecho posible materializar esos valores con una plétora de productos cuya producción supone un metabolismo insano con la naturaleza.

La cuna de este desarrollo fue Europa occidental y Norteamérica, luego se extendió al Japón, y últimamente lo están asumiendo otros países, los llamados “emergentes”, con China a la cabeza. La abundancia de energía fósil disponible y la enorme potencia de los artefactos técnicos han desembocado en un metabolismo complejo y patológico.

Para conseguir alimentos, ropa, calzado, vivienda y todo lo que consideramos necesario para vivir adecuadamente, hemos construido unos sistemas sociotécnicos que provocan tensiones insoportables sobre la biosfera y deterioran la base natural de recursos. Por ejemplo, el caso del transporte es muy significativo. Usamos artefactos cuyas materias primas vienen de África, se elaboran en industrias asiáticas y se ensamblan en maquiladoras centroamericanas para su envío a su destino final en Europa. Trabajamos y compramos lejos de donde vivimos, etc.

Esta plétora de bienes y servicios pone en peligro la continuidad de la biosfera tal como la hemos conocido y su capacidad para satisfacer nuestras necesidades básicas de supervivencia. De ahí que la consideración de las necesidades sea hoy un tema de importancia crucial. Ante el grave deterioro de las condiciones ecológicas, Lserá la humanidad capaz de reorientar su vida y reorganizar su metabolismo con el medio natural para asegurar su supervivencia civilizada? Se trata de un desafío sin precedentes en la historia. Otras sociedades del pasado sucumbieron debido a su mala gestión de los recursos ecológicos; pero se trató en todos los casos de colapsos locales. Hoy la amenaza de colapso es mundial porque la interdependencia entre las comunidades humanas está generalizada.

CEREBRO

¿Podremos entender ahora el papel consumista que tararea hasta lo imposible la TV mexicana? Debemos aprender a gastar en lo necesario. Lo superfluo estorba y es producto del mensaje iconofónico de la televisión.

Texto basado en el Libro: Mejor con Menos del sociólogo Joaquím Sempere. Profesor titular de Sociología de la Universidad de Barcelona, España. (2009)

Víctor Manuel Sánchez Rodríguez

No hay Comentarios

CRISTIANOS O LAICOS COMPROMETIDOS

Iglesia misionera. La iglesia es misionera, la misión de anunciar el evangelio y evangelizar es: “La tarea de la evangelización de todos los hombres constituye la misión esencial de la Iglesia, una tarea y una misión que los cambios amplios y profundos de la sociedad actual hacen cada vez más urgentes. Evangelizar constituye, en efecto, la dicha y vocación propia de la iglesia, su identidad más profunda. Ella existe para evangelizar” (EN 14).

La Lumen Gentium Constitución dogmática sobre la Iglesia del Concilio Vaticano II el número 30 dice:

El santo Concilio, una vez que ha declarado las funciones de la Jerarquía, vuelve gozoso su atención al estado de aquellos fieles cristianos que se llaman laicos. Porque, si todo lo que se ha dicho sobre El Pueblo de Dios se dirige por igual a laicos, religiosos y clérigos, sin embargo, a los laicos, hombres y mujeres, por razón de su condición y misión, les atañen particularmente ciertas cosas, cuyos fundamentos han de ser considerados con mayor cuidado a causa de las especiales circunstancias de nuestro tiempo.

Los sagrados Pastores conocen perfectamente cuánto contribuyen los laicos al bien de la iglesia entera. Saben los Pastores que no han sido instruidos por Cristo para asumir por sí solos toda la misión salvífica de la iglesia en el mundo, sino que su eminente función consiste en apacentara los fieles y reconocer sus servicios y carismas de tal suerte que todos, a su modo, cooperen unánimemente en la obra común.

Pues es necesario que todos, “abrazados a la verdad en todo crezcamos en caridad, llegándonos a Aquel que es nuestra cabeza, Cristo, de quien todo cuerpo, trabado, y unido por todos los ligamentos que lo unen y lo nutren para la operación propia de cada miembro, crece y se perfecciona en la caridad” (Ef 4, 15-16).

El Concilio vaticano II se realizó hace aproximadamente 50 años y a la fecha no hemos asumido la gran mayoría de los laicos, la parte que nos corresponde, nos hemos dedicado prácticamente a recibir cómodamente “todo”, no nos queremos comprometer en ser Iglesia misionera, y esto, como lo dijo el Padre Javier en su homilía el domingo pasado; no es ir a África a evangelizar, es participar activamente en la misión que cada uno de nosotros tenemos como laicos e integrantes de la Iglesia o Pueblo de Dios, cada uno de nosotros tenemos un carisma diferente, una actividad específica que realizar, los sacerdotes solos no pueden ni deben realizar todas las tareas ya que ellos tienen bien definida su misión.

Para comentar una actividad de las muchas de las acciones en la que debemos participar activamente; es en la celebración eucarística como proclamadores de la Palabra, como lectores de la oración universal, recolectores, monaguillos, y los que son ministros de la Eucaristía ayudar al sacerdote a “dar” la sagrada hostia, etc. Llevar el Evangelio a nuestra familia, a nuestro sector, a nuestro barrio.

Ya es tiempo de que participemos en alguna de las muchas actividades que tenemos como Iglesia, estamos viviendo unos tiempos muy difíciles, ya nos sentimos autosuficientes, ya no necesitamos a Dios, estamos en la era del relativismo y de la comodidad, no queremos salir de nuestro confort.

El objetivo General de nuestra Diócesis para el periodo 2013- 2015 es: Impulsar, desde el encuentro con Jesucristo, la comunión y participación de una Iglesia discípula-misionera y servidora de los pobres en continua conversión integral, para ser signo vivo de la presencia del Reino.

Y las prioridades; 1) Necesitamos una conversión personal y pastoral 2) Necesitamos ser discípulos para vivir como misioneros. Asumir la Misión Continental. 3) Tener en la diócesis el proceso de formación cristiana. 4) Estructurar las áreas de pastoral (Familiar, Juvenil, Social, Vocacional, etc.) 5) Asumir las cuatro dimensiones de la pastoral; todos los grupos y niveles.

“La cosecha es mucha y los trabajadores pocos”. Hagamos nuestro trabajo…

 Sergio Solis V.

No hay Comentarios

HALLOWEEN

El Halloween es una invitación a todo lo oculto, por lo tanto contrario a Dios. Es un reconocido ritual por los seguidores del ocultismo como el día del demonio. Es una fiesta pagana de la civilización de los Celtas, en particular de los ritos satánicos de los sacerdotes británicos antiguos llamados Druidas.

descarga

Invocan a Samahaín, dios de los muertos (festival de la muerte). Donde se da culto a numerosos dioses. Aquí se invocan a los malos espíritus, se reunían para saber los acontecimientos del futuro y prendían fogatas como culto, tomando este festival un carácter siniestro. Sus seguidores (adivinos, magos, brujos, etc.) creían que asistían a este festival los fantasmas, demonios, hadas, brujos, duendes, etc.

Estas fiestas son asambleas nocturnas, donde se reúnen brujos e invocan al demonio. Se producen abusos y perversión

sexual a niños y sacrificios humanos. Está comprobado que la noche del 31 de octubre, en EEUU, Irlanda, Francia, México y otros países, se realizan misas negras con sacrificios humanos (aún bebés) y cultos espiritistas.

Anto Lavey es ministro de la iglesia satánica en E.U. y autor de la biblia de los satánicos. Para él y sus seguidores los días más importantes son: el de su cumpleaños 30 de abril y 31 de octubre (noche de brujas).

Actualmente estas actividades se han convertido poco a poco en fiestas populares y de forma velada e inocente se da culto a satán. Los padres de familia que aceptan esta celebración y disfrazan a sus hijos, están contribuyendo a realizar costumbres derivadas del culto a Satanás.

Se induce a los niños a que piensen que pueden tener contacto con este tipo de cosas de forma inocente y sin ser dañados. Posteriormente podrán participar en esta clase de actividades como cosa común y natural sin ningún  escrúpulo (esoterismo, ocultismo, magia y satanismo).

La tradición de todos los santos y la de muertos es aceptada y compartida por la Iglesia Católica Romana, ya que pedir la intercesión de los santos y recordar a nuestros difuntos no tiene ningún carácter mágico ni de idolatría.

La fiesta de las ánimas desaparece ocultada con la importada costumbre de la festividad de Halloween. Con absurdo empeño tanto padres de familia, como gente desinformada son promotores directos de esta pagana festividad.

No hay Comentarios

DIOS NO ES ORGULLOSO

En el reflujo de la vida es importante de vez en cuando hacer un análisis de cómo es nuestra vida, averiguar si asumimos compromisosJESUS como personas cristianas o los evadimos; si ejercemos virtudes en favor de uno mismo y del prójimo o vivimos al aventón, al a ver qué pasa viviendo una realidad en forma comodina e infructuosa. Si lo hacemos, seguro nos llevaremos sorpresas desagradables.

El ritmo de la vida nos envuelve en situaciones que deforman la Misión de todos. Pensamos y actuamos en función de disfrutar la vida a costa incluso de los demás, apropiándonos de lo que no nos pertenece, mintiendo, engañando, robando, matando. El prójimo es inexistente para muchos que viven buscando obtener riquezas y nada más su bienestar propio. Nada hay que detenga a las personas ambiciosas, puede ser la sentencia de este comentario.

Por ello, con su sabiduría y en su tiempo, el Papa Benedicto XVI recomendó a los cristianos aprender de la humildad de Cristo, sin ambicionar el poder y la importancia humana, sino poniéndose al servicio de los demás, porque el poder de Dios, dijo, se manifiesta en la humildad.

Citó una diferencia entre Dios y el hombre: el orgullo, pues en Dios no existe orgullo, porque Él es total plenitud e inclinado a amar y donar vida en nosotros los hombres; en cambio, el orgullo está íntimamente radicado y requiere de una constante vigilancia y purificación.

El que no es humilde, el orgulloso, se sitúa normalmente arriba de los demás y aprovecha su condición para saciar su ego, ya sea tratando mal a la gente, ofendiéndola, haciendo alarde de sus conocimientos o de sus posesiones. El orgulloso ve a todo mundo chiquito, solo los de su clase cuentan para él.

Al que no es humilde, los pobres le incomodan o le estorban. Les saca la vuelta, como se dice para que no le pidan nada. El Papa dice con suficiencia que el orgullo requiere vigilancia y purificación porque es algo innato en el hombre; está enraizado fuertemente, vive en el corazón de todos los humanos. Y la verdad, es algo difícilmente de combatir o erradicar.

Recuerdo a un sacerdote que dijo en una homilía: la soberbia y el orgullo no nos lo inyecta nadie, los traemos por naturaleza. En los distintos ambientes de vida, los ejercemos plenamente acaso sin darnos cuenta, como si fueran algo consubstancial.

El maligno no cesa de actuar nunca, pero de algún modo se toma sus descansos porque sabe que el hombre tiene la tendencia hacia los malos hábitos, hacia aquellas conductas que lo deforman y lo hacen tomar caminos erróneos. Tenemos que estar al alba para evitarlo.

Si estamos cerca del Señor, venceremos todas las tentaciones, como él las dominó. Alimentar la fe es la forma conveniente de hacernos uno con Cristo para no permitir que el mal se apodere de nosotros.

Como andamos al filo de la navaja, con el pecado dentro del alma, hay que revisarnos continuamente, purificarnos en la Eucaristía y en la oración como dijo el Papa Benedicto. Si nos descuidamos y sentimos que nuestra fe es muy fuerte, aun así hemos de ser cautelosos y decididos para no desanimar y caer vencidos. Jesús es el camino.

 Carlos Orozco Galeana

No hay Comentarios

Vida Parroquial

REUNIÓN CON LOS QUE PREPARAN AL BAUTISMO: Si alguna persona quiere integrarse a este equipo o profundizar más en el bautismo es bienvenido.

 

POST-ECUENTRO MISIONERO: El domingo 3 de noviembre, será el post-encuentro de “misioneros” en el Cóbano, desde las 9:30 a.m. hasta las 4 de la tarde. Te esperamos.

 

REUNIÓN DEL CONSEJO PARROQUIAL: El próximo 30 de octubre, a las 7:00 p.m. tendremos reunión todos los del Consejo Parroquial, para los últimos detalles de la fiesta. La reunión será en la Antigua Capilla.

 

PARA LOS QUE VAN A BAUTIZAR: A partir del 1 de noviembre, las pláticas serán todos los viernes a las 8:00 p.m. y los domingos a las 11 del día. Les pedimos sean puntuales el domingo, porque iniciaremos el rito del bautismo al inicio de la Eucaristía de las 12 del día, y antes del ofertorio les pondremos el Oleo de Catecúmenos.

 

ESPACIO DE “CONSEJERÍA FAMILIAR”, EN LA CASA DE PASTORAL: Este servicio se ofrece en la casa de pastoral de la Parroquia, que se encuentra por Gabino Barreda. Servicio de consejería familiar, para quien guste tratar su problema familiar y encontrar caminos de solución. Se atenderá de las 6 de la tarde a las 9 de la noche, de lunes a viernes. Cada hora está una pareja que atenderá a las que soliciten este servicio.

, , , , ,

No hay Comentarios

El Mensajero No. 402

HOJA 1

HOJA 2

HOJA 3

HOJA 4

1 Comentario

A NUESTROS LECTORES EN LINEA

Les informamos que a partir de ésta semana estaremos compartiendo nuevamente el boletin parroquial “El Mensajero” en ésta página. De igual manera, comentamos que los números anteriores los estaremos subiendo poco a poco.

Gracias por su comprensión.

 

EL MENSAJERO No. 401

13 de octubre de 2013

portada

 

 

 

 

No hay Comentarios

EL MENSAJERO No. 401

Año 8. No. 401. 13 de Octubre de 2013. Colima, Col. Calle 27 de Septiembre, 561.

HOJA 1

HOJA 2

HOJA 3

vida_parroquial

HOJA 4

1 Comentario