Archivo etiqueta política

Eso no es matrimonio

0013.jpgVER
Como reacción en cadena, se están realizando uniones entre personas del mismo sexo en Buenos Aires, en Nueva York y en la capital de nuestro país, presumiendo de estar en la avanzada por la que debería transitar la humanidad. Se les quiere calificar como legítimos matrimonios, para que no se sientan discriminados… Marcelo Ebrard, Jefe de Gobierno del Distrito Federal, defendiéndose de los ataques que algunos de nuestra Iglesia le han hecho, dijo: «Los argumentos que se usan en pleno siglo XXI, es una buena muestra de la persistencia de argumentos que provienen de la baja edad media, o sea de antes de 1400, más o menos».

Se equivoca Marcelo Ebrard. Los argumentos en que nos basamos no provienen de la baja edad media, sino del principio de la humanidad. Revisen todas las culturas desde sus orígenes, y verán que el matrimonio siempre ha sido entre un hombre y una mujer. Si fuera normal lo que han autorizado y exaltado, se daría también en las comunidades indígenas, y no sucede así. Cuando estas cosas pasaron en algunos imperios, éstos se derrumbaron.

JUZGAR
Recordemos algunos fundamentos de nuestra fe sobre el matrimonio, para dar seguridad a los creyentes y que no se dejen bambolear por las modas. Comprendo que para quien no acepta nuestra fe, es un ignorante religioso, o está contaminado por «guías ciegos», esto le resulte como de la baja edad media. Es de más atrás.

En el principio de la humanidad, Dios creó sólo dos sexos, hombre y mujer, distintos y complementarios entre sí (cf Gén 1,27). En base a ellos estableció el matrimonio (cf Gén 1,28). Y se dice claramente: «Dejará el hombre a su padre y a su madre y se unirá a su mujer, y serán los dos una sola carne» (Gén 2,24). Se habla de padre y madre, de hombre y mujer. Jesús ratifica esta institución natural y secular, acorde con el plan original de Dios para la humanidad (cf Mt 19,4-6).

La Palabra de Dios, que norma criterios y comportamientos de los verdaderos creyentes, afirma: «Se ofuscaron en vanos razonamientos y su insensato corazón se entenebreció: jactándose de sabios se volvieron estúpidos… Sus mujeres invirtieron las relaciones naturales por otras contra la naturaleza; igualmente los hombres, abandonando el uso natural de la mujer, se abrasaron en deseos los unos por los otros, cometiendo la infamia de hombre con hombre, recibiendo en sí mismos el pago merecido de su extravío» (Rom 1,21-22.26-27). ¡No puede estar más claro!

Leer el resto de la entrada »

, , , , , , ,

No hay Comentarios

Ya casi somos del primer mundo

poverty.jpgCon los cambios a la ley (aborto y matrimonios del mismo sexo) que se han venido implementando en los meses pasados, especialmente en el DF, hemos escuchado decir que se está avanzando «como en los países de primer mundo». Veamos como es posible esa realidad. Cabe aclarar que el termino «primer mundo» se debe entender como nivel de desarrollo.  

Las características de de los países de primer mundo (o desarrollados) podrían ser las siguientes, más o menos: En el aspecto económico, tienen producción en los tres sectores económicos (primario: agrícola, ganadero, pesquero, minero, forestal; secundario: industrial, enérgico, construcción; y terciario: transportes, comunicaciones, comercial, turístico, sanitario, educativo, financiero, etc.); gozan de bienes de uso generalizado (autos, electrodomésticos y tecnología propia); la agricultura está beneficiada por la tecnología y es una empresa industrial; los servicios (nivel terciario) son de muy buena calidad; la infraestructura de las vías de comunicación es moderna. En lo político, son países con sistemas políticos estables, democráticos. En lo social: baja mortalidad, buen promedio de vida, niveles altos de escolaridad, buena cobertura en servicios de salud y en general mejor calidad de vida.

Veamos ahora, de manera muy general, las características de México: 1) Empecemos con una cifra de las más interesantes: el 47.4% de la población en nuestro país viven en la pobreza (fuente Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social «Coneval»), estamos hablando de un total de 50,6 millones de mexicanos (somos alrededor de 107 millones de habitantes) que sufren este mal; 2) cerramos el año pasado con 2.5 millones de personas desempleadas, según el INEGI la tasa subió de un 4.80% a un 5.87%; 3) según el Índice de Percepción de la Corrupción de 2009, aplicado a 180 sólo en latinoamérica, México se encuentra entre los 10 más corruptos; 4) La deuda externa al cierre de 2009 subió a 96 mil 353.7 millones de dólares; 5) del total de la población de entre los 6 y 14 años el 12% no sabe leer ni escribir y de los 15 años en adelante el 8.4%. A esto agreguemos el alto indice de delincuencia e inseguridad provocados por el narcotráfico, nuestra política de risa, el pobre contenido de algunos medios de comunicación, etc.

Leer el resto de la entrada »

, , , , , ,

No hay Comentarios

Respuesta ciudadana

reunion0010.jpgMe llegó en estos días un correo de un amigo; de esos correos que se reenvían con la intención de formar eco en lo que proponen. En lo personal no dedico mucho tiempo a leerlos, y con esto no quisiera que se ofendieran las personas que los mandan, pero en realidad un gran porcentaje de esos envíos pueden ser considerados no necesarios ni indispensables, y otro porcentaje más es basura. Me detuve en este porque decía que se trataba de un periodista extranjero que hablaba sobre México y la opinión extranjera siempre hay que evaluarla.

Quisiera aclarar unos puntos sobre este mensaje: Para empezar no vi en el texto alguna prueba, dirección web o algo que me remitiera a la publicación original de ese artículo ya que en el encabezado dice que se trata de una columna de un periódico extranjero; dicho texto está cargado de malas palabras (no creo que alguna publicación seria se anime a imprimirlo así) y ofensas hacia los mexicanos; la invitación y conclusión del mismo es un poco aventurada y arriesgada (una Guerra Civil en México) aun cuando tenga mucha razón en lo que ahí se dice; no publico aquí sus contenidos porque en realidad se trata de lo mismo que en este espacio se ha ya criticado de nuestra situación social, económica y política, lo cual podría resumir en pocas palabras: corrupción, enriquecimiento ilícito, compadrazgo empresarial, pobreza, indiferencia, partidismo absurdo, política contaminada, etc, etc, etc. Todo eso con lujo de detalle, malas palabras y con la triste realidad de que nosotros somos los culpables, la sociedad en general.

Leer el resto de la entrada »

, , , , , ,

No hay Comentarios

Caerán por su propio peso

Empezamos ya el año nuevo y nuestra sociedad se mueve entre distintos tópicos que dan comezón y duelen:

1. Año Nuevo precios nuevos. Como era de suponerse con la aprobación del paquete fiscal que viene acompañado de impuestos más altos, los precios en los productos básicos aumentaron y ya desde el primero de enero nos cayó como balde de agua fría un aumento a la gasolina, que cada mes irá subiendo más, y provoca por efecto dominó un alza a todos los demás productos y servicios. Los impuestos por su parte harán lo suyo y ya los economistas dicen que la famosa cuesta de enero se extenderá hasta diciembre. Sin duda que los partidos políticos no desaprovechan la oportunidad para intentar ganar más adeptos y generan discusiones, dimes y diretes, con los cuales se muerden ellos mismos la lengua y se pisan su propia cola. Unos porque prometieron en campaña el no aumentar impuestos y sin embargo lo están haciendo, otros porque aparentemente se quieren poner a favor de la ciudadanía declarando que no están de acuerdo con los nuevos impuestos a nivel nacional y sin embargo en sus territorios donde ellos gobiernan si los aumentaron, y otros más se lavan las manos quedando como blancos corderos cuando por años y décadas no hacían otra cosa que lo mismo que critican. Seamos sensatos y observemos muy bien sus movimientos, porque ya es hora que la ciudadanía responda.

Leer el resto de la entrada »

, , ,

No hay Comentarios

¿También ustedes quieren dejarme?

Manipular, según el Diccionario de la Lengua Española, significa operar con las manos, es decir, «manejar». Esta palabra se aplica únicamente a las cosas. Sólo se manejan los objetos, Por eso, cuando se manipula a una persona o a un grupo humano se les trata como si fueran objetos, con el fin de dominarlos. Existe la manipulación comercial, psicológica, mental, política, religiosa, científica, familiar, escolar, etc. La manipulación humana es siempre un engaño. Por lo general, el manipulador ofrece la mentira detrás de un disfraz de verdad. Manipula quien vence por medio del engaño, la seducción o fascinación. Manipula quien vence o domina sin convencer. Los comerciales de automóviles que vemos en la tele presentan el flamante último modelo al lado de una chica guapísima y sensual para convencer a los televidentes de que quien compra un carro como ese, se convierte en un exitoso conquistador. Las envolturas de galletas o panecillos amplifican el tamaño y avivan los colores del producto, y ¡qué chasco se lleva el consumidor cuando al abrir el paquete se encuentra con unas píldoras de galleta! Con razón dice el refrán que no es el león como lo pintan.
Pero, no toda información, exposición de mensajes o enseñanzas son manipulación. Un comerciante no manipula cuando anuncia la mercancía tal como esta es, sin engaños. Un político no manipula cuando, con sinceridad y claridad expone sus intereses nobles y sus proyectos para el bien común. Un periodista no manipula cuando informa objetivamente. No se puede tachar de manipuladores a los padres de familia ni a los profesores que enseñan los valores auténticos a niños y jóvenes. Hay quienes piensan que hablar a los hijos y alumnos de valores humanos, morales y religiosos, es manipularlos. No tienen razón. Se manipula con la mentira y el mal, pero no con la verdad y el bien. Los verdaderos valores se imponen por sí mismos, sin necesidad de regaños, garrotazos o engaños.
Todo gobernante tirano, no democrático, es un manipulador. Sacrifica las libertades, prometiendo a cambio progresos sociales eficaces. Los tiranos manipulan, en primer lugar, por medio del lenguaje, de las palabras. Las palabras transmiten mensajes verdaderos, pero también falsos. Hay palabras que, para engañar, embelezan, cautivan. Inocente palomita, te dejaste engañar. Por ejemplo, para justificar la legalización del aborto, los medios de comunicación lanzaron al aire mensajes como éste: «La mujer puede disponer de su cuerpo como quiera…»
Cuando la gente piensa y reflexiona, se da cuenta del engaño y  de este modo acaba con la manipulación. En el mensaje anterior, hay dos palabras atractivas y cautivadoras, pero al mismo tiempo engañosas: «su (cuerpo)» y «disponer».  Ningún ser humano es dueño de su cuerpo porque no se lo ha dado a sí mismo, sino que lo ha recibido de sus padres y, en último término, de Alguien muy superior que llamamos Dios. O de la naturaleza, como afirman los no creyentes. Si yo me hubiera dado el cuerpo, tendría poder total sobre él. Yo podría ordenar a mi cuerpo que no se enfermara, que no envejeciera ni muriera. Ya se lo he ordenado muchas veces, pero no me obedece. Total, el cuerpo es mío sólo en cierto sentido. En realidad, he recibido mi cuerpo de otro, que es el verdadero dueño. Por tanto, mi cuerpo es un regalo que he recibido de Otro, y por razón, no puedo «disponer» de él a mi antojo. Además, en el caso del aborto, la mujer no está «disponiendo» del propio cuerpo, sino del cuerpo y de la persona de otro, que es su hijo.  La reflexión, la toma de conciencia, aniquila toda manipulación. Por lo mismo, a los tiranos no les conviene que la gente piense.
El pensamiento que debemos cultivar debe ser a fondo, crítico. Necesitamos reflexionar hasta llegar a la raíz, a la verdad. Porque también se suele utilizar el pensamiento para manipular. En la escuela, por ejemplo, se puede enseñar a los niños y jóvenes el siguiente pensamiento: «Si ustedes quieren ser personas libres y maduras, no deben dejarse manipular por nadie. Cada uno de ustedes debe actuar y decidir por ustedes mismos, sin dejar que influyan en su decisión y en sus acciones nada ni nadie desde afuera». Como en el caso de la propaganda, este pensamiento es atractivo y cautivador. Es cierto que cada persona debe decidir por sí misma. A nadie le gusta ser ni actuar como si fuera un títere. Sin embargo, ese pensamiento no contiene toda la verdad y si los niños y jóvenes, no lo critican ni reflexionan a fondo, aceptarán ciegamente la siguiente conclusión a la que llegara su maestro: «Entonces, si ustedes quieren ser personas verdaderamente libres y maduras, deben hacer a un lado todo aquello que pretenda influir en ustedes desde afuera: las orientaciones de sus papás, las normas morales, las enseñanzas de la religión, las reglas de urbanidad…» ¿Esto no es manipulación?
Se difunde la idea de que la religión cristiana manipula a las personas desde su interior y se ha desplegado, en países europeos y americanos, una gran campaña de desprestigio contra la Iglesia Católica, con el fin eliminar su influencia, supuestamente nociva, en la gente. Dicen que la Iglesia es un obstáculo inmenso para que hombres y mujeres ejerzan libremente su sexualidad; que la familia, formada por el padre, la madre y los hijos, es un modelo impuesto por la Iglesia a la sociedad; que este modelo debe ser superado por otras formas de unión, etc. Ante todo, la fe cristiana, debe partir de la elección consciente y libre de cada creyente. Cristo no obligó, ni obligará a ninguno (a) a seguirlo. El evangelio de la misa del domingo 23 de agosto de 2009, relata la reacción de los discípulos (no de los judíos) ante el discurso del Pan de Vida que Jesús pronunció en Cafarnaúm: «Desde entonces, muchos de sus discípulos se echaron para atrás y ya no querían andar con él. Entonces Jesús les dijo a los Doce: «También ustedes quieren dejarme? Simón Pedro le respondió: Señor, ¿a quién iremos? Tú tienes palabras de vida eterna; y nosotros creemos y sabemos que tú eres el Santo de Dios» (Jn 6, 55. 60-69).
Muchos discípulos anota San Juan- se echaron para atrás y ya no lo siguieron. Jesús no los obligó a seguirlo, utilizando la manipulación. Le ha de haber dolido mucho esta deserción y abandono de los suyos, pero los dejó en libertad para hacerlo. Tenemos que aceptar los católicos que muchos hermanos nuestros han recibido la fe cristiana como se recibe una herencia, y algunos se quejan de que sus padres no les pidieron permiso para bautizarlos en esta fe. Otros católicos viven un cristianismo a medias, ambiguo. La gente dice que le prenden una veladora a Dios y otra al diablo. Otros más, ante el ambiente negativo y adverso contra Cristo y su Iglesia, tienen muchas dudas y por lo mismo, viven en la indecisión. No ignoramos, finalmente, a quienes actualmente se han echado para atrás y han abandonado la Iglesia, para entrar en otro grupo religioso o en la incredulidad.
Jesús es la verdad. Por eso, también es el camino y la vida. La verdad no se impone ni manipula. Simplemente se muestra. Verdadero cristiano es aquel que hace una elección personal por Cristo y su evangelio; que elige a Cristo, no por imposición, ni por engaño, ni siquiera por haber aprendido todo el Catecismo, sino porque lo ha experimentado en su vida. Porque ha experimentado que la fe en Cristo, lejos de amargarle o hacerle imposible la vida, le ayuda a vivir plenamente. «¿También ustedes quieren dejarme?» Esta pregunta de Jesús se dirige a los Doce, lo cual quiere decir que de dirige a la Iglesia de los tiempos. Se dirige a cada uno de nosotros, los católicos de hoy. Que nuestra respuesta sea la de Pedro: «Señor, ¿a quién iremos? Tú tienes palabras de vida eterna; y nosotros creemos y sabemos que tú eres el Santo de Dios».
P. Crispín Ojeda Márquez

titereManipular, según el Diccionario de la Lengua Española, significa operar con las manos, es decir, «manejar». Esta palabra se aplica únicamente a las cosas. Sólo se manejan los objetos, Por eso, cuando se manipula a una persona o a un grupo humano se les trata como si fueran objetos, con el fin de dominarlos. Existe la manipulación comercial, psicológica, mental, política, religiosa, científica, familiar, escolar, etc. La manipulación humana es siempre un engaño. Por lo general, el manipulador ofrece la mentira detrás de un disfraz de verdad. Manipula quien vence por medio del engaño, la seducción o fascinación. Manipula quien vence o domina sin convencer. Los comerciales de automóviles que vemos en la tele presentan el flamante último modelo al lado de una chica guapísima y sensual para convencer a los televidentes de que quien compra un carro como ese, se convierte en un exitoso conquistador. Las envolturas de galletas o panecillos amplifican el tamaño y avivan los colores del producto, y ¡qué chasco se lleva el consumidor cuando al abrir el paquete se encuentra con unas píldoras de galleta! Con razón dice el refrán que no es el león como lo pintan.

Pero, no toda información, exposición de mensajes o enseñanzas son manipulación. Un comerciante no manipula cuando anuncia la mercancía tal como esta es, sin engaños. Un político no manipula cuando, con sinceridad y claridad expone sus intereses nobles y sus proyectos para el bien común. Un periodista no manipula cuando informa objetivamente. No se puede tachar de manipuladores a los padres de familia ni a los profesores que enseñan los valores auténticos a niños y jóvenes. Hay quienes piensan que hablar a los hijos y alumnos de valores humanos, morales y religiosos, es manipularlos. No tienen razón. Se manipula con la mentira y el mal, pero no con la verdad y el bien. Los verdaderos valores se imponen por sí mismos, sin necesidad de regaños, garrotazos o engaños. Leer el resto de la entrada »

, , , , , , , , ,

No hay Comentarios

Un calmante para la crisis

Hay una imagen que me taladra la cabeza cada vez que veo noticias sobre la cuestión económica mundial y sus consecuencias y efectos. Una pareja joven en Cuernavaca, Morelos, sentados en la esquina de una banqueta, con una pequeña carreola, sucia y rota, sobre la que estaba una niña de año y medio. Los tres comían de una bolsa de churros de sabritas y bebían del mismo refresco de botella. A ellos no les dice nada las noticias sobre los países que están saliendo de la recesión y la crisis económica.
Algunos datos que aparecen en la columna «México SA» del periodista de la Jornada Carlos Fernández-Vega, especialista en asuntos económicos, revelan que fueron al menos 4.2 millones de nuevos pobres a causa de la crisis económica; hasta el 2008 había 50.6 millones y con la ultima cifra suman ya 54.8 millones. Estamos hablando del 51.02% de la población del país.
A estas alturas del partido deberíamos estar viendo a las fuerzas dirigentes de nuestra nación en un debate sobre los proyectos de recuperación. Pero desgraciadamente parece el el problema les quema y les va a explotar en las manos. Se habla ya de inflación, de cobrar más impuestos, etc. Siempre soluciones que no afecten mucho a los que las plantean. Nadie quiere perder y si se trata de sacrificios hay que hacer el mínimo.
El presidente Felipe Calderón firmó ayer un decreto  que fija el tope salarial para los funcionarios públicos de todas las administraciones. Dicho decreto hace que los mismos sean del conocimiento público y afecta a los tres niveles de la administración pública (local, estatal y federal). El tope de los salarios es el de él mismo, o sea que nadie puede ganar más que el presidente, aunque ciertamente no dijo cuanto gana ni mucho menos especificó alguna cifra.
Con esto se da un pequeño paso en el gobierno de nuestro país, pero creo que podría haber sido un paso más grande. El mismo presidente especificó que «El sueldo (de los funcionarios públicos) debe servir «para vivir con decoro y no ser visto como un botín». En otros artículos de este mismo medio, recuerdo que he hablado ya de este tema. Hagamos memoria de las campañas políticas, el interés tan grande por llegar a una diputación o cargo público; los festejos alegres de los que ganaron (¿porque ya saben como solucionar los problemas de México o por otra cosa?); las iniciativas parlamentarias sobre los «Salarios Máximos» donde si se habló de una cifra (137 mil 220 pesos) con lo que se ofende a más de la mitad de mexicanos que no ganan a veces ni para comer.
Recuerdo el movimiento de personas que en Internet propagaban la idea de anular el voto, principalmente por el tema de los malos manejos de los recursos entre los funcionarios. Uno de ellos hizo público un pequeño estudio de comparación en sueldos. Decía que un Diputado Federal ganaba 10 veces más que un doctor del IMSS de 4 años de antigüedad, 15 veces más que un profesor de primaria y casi 100 veces más que un Obrero; estamos hablando de un sueldo de $152,203.00 pesos cada mes, sin contar los gastos médicos que no son atendidos en el ISSSTE sino en centros médicos particulares.
El mismo día de ayer se publicó en una noticia de El Universal, que los diputados del PRD recibirían mas de un millón de pesos por un fondo de ahorro de tres años que asciende a 115 millones de pesos. Entre premios y primas se van distribuyendo los bienes de la nación.
Es posible hacer más, las soluciones que se plantean no son suficientes ni equitativas, no se podrá sacar adelante la crisis con incipientes programas. No es agradable ver que el país se hunde cada vez más, no esperemos que esto termine en una situación social que no se pueda controlar.
P. Gerardo López Herrera

congresoHay una imagen que me taladra la cabeza cada vez que veo noticias sobre la cuestión económica mundial y sus consecuencias y efectos. Una pareja joven en Cuernavaca, Morelos, sentados en la esquina de una banqueta, con una pequeña carreola, sucia y rota, sobre la que estaba una niña de año y medio. Los tres comían de una bolsa de churros de sabritas y bebían del mismo refresco de botella. A ellos no les dice nada las noticias sobre los países que están saliendo de la recesión y la crisis económica.

Algunos datos que aparecen en la columna «México SA» del periodista de la Jornada Carlos Fernández-Vega, especialista en asuntos económicos, revelan que fueron al menos 4.2 millones de nuevos pobres a causa de la crisis económica; hasta el 2008 había 50.6 millones y con la ultima cifra suman ya 54.8 millones. Estamos hablando del 51.02% de la población del país. Leer el resto de la entrada »

, , , , ,

No hay Comentarios

Los muertos de Calderón

armUna explicación convincente debe al pueblo de México el presidente Felipe Calderón en relación con las políticas de combate al narcotráfico y más concretamente por los más de 12 mil muertos que van durante su régimen, como resultado del enfrentamiento entre militares y policías con narcotraficantes y entre éstos. No es mínima, en el conjunto de quienes han perdido la vida, la presencia de jóvenes, niños y mujeres abatidos durante esa guerra sangrienta y a la vez un tanto inexplicable por la calidad de las estrategias seguidas. El regente de la ciudad de México, entre otros, dijo que la cifra de muertos «ha salido muy cara», y un grupo de senadores expuso que así pronto se llegará a los 20 mil fallecidos. Se preguntan razonablemente, entonces, a cuántos muertos quiere llegar Felipe Calderón para suponer que esa guerra se va ganando. Leer el resto de la entrada »

, , , ,

6 Comentarios