Archivo etiqueta vida

Va de nuez…

funcionari.jpgA propósito de la propuesta de ley que cierto partido amarillo va a re-proponer (ya le fue rechazada anteriormente) en nuestro estado de Colima, quiero compartir con Ustedes esta nota. Hace unos meses, en la península ibérica (España) se desató una serie de discusiones y debates por la Ley de Salud Sexual y Reproductiva que se aprobó el 24 de febrero del presente. Dicha ley no es otra cosa que promoción de la practica de sexo desenfrenado e irresponsable y la posibilidad de abortar sin ningún problema. Todos los medios hicieron lo suyo para cubrir y en ocasiones apoyar una u otro resolución. Me llamó la atención una encuesta que realizó el periódico el Pais en su edición de Internet a raíz de que la ley contempla la enseñanza de las prácticas del aborto en las escuelas de medicina y enfermería. La pregunta era: «¿Deberían poder objetarse los estudios para practicar abortos?» Actualmente la encuesta ya está cerrada y solamente votaron 4101 personas teniendo un resultado del 78% por el «si» y el 21% por el «no». En palabras más sencillas fue aplastante la decisión de rechazo a esa idea idiota de dar clases de como matar niños en el vientre de la madre.

La respuesta de muchos de los estudiantes fue muy ejemplar. En la CEU (Universidad de San Pablo) la encargada de la facultad de Medicina, Inma Castillo de Cortázar declaró a uno de los medios lo siguiente: «por supuesto que bajo ningún concepto vamos a enseñar a abortar a nadie, entre otras razones porque los propios alumnos ya nos han transmitido que no tienen ningún interés en aprender a trocear seres humanos», «el aborto es un atentado a la verdadera medicina y a su vocación de ayudar al más débil, al desnutrido, al indefenso, al desahuciado. Incluir el aborto en los estudios médicos sería prostituir la Medicina». Junto a esa Universidad, también la de Navarra se negó a enseñar esa materia, cuya declaración se oponía a «solucionar la tragedia de un embarazo indeseado con la tragedia superior del aborto». Otras organizaciones Pro-Vida se unieron a muchos de esos estudiantes para realizar manifestaciones en contra de la enseñanza universitaria del aborto.

Leer el resto de la entrada »

, , , , , , ,

No hay Comentarios

¿Me amas?

jesus0032.jpgJesús resucitado nos acompaña en el camino de la vida. Él es nuestro buen compañero de viaje. La palabra compañero viene del latín popular «cum» (con) y «Panis» (pan). Por tanto, compañero es aquel con quien se comparte el pan. En el evangelio del Tercer Domingo de Pascua (Jn 21,1-19) contemplamos a Jesús resucitado preparando el almuerzo para sus apóstoles que se habían pasado la noche entera pescando sin éxito alguno: «Tan pronto como saltaron a tierra vieron unas brasas y sobre ellas un pescado y pan…Luego les dijo Jesús: Vengan a almorzar… Jesús se acercó, tomó el pan y se lo dio y también el pescado». Cada domingo, en la misa, Jesús repite para nosotros esta acción. Él prepara la mesa y Él mismo se convierte en nuestra comida y bebida. De este modo alimenta y fortalece nuestra fe.

Antes de cocinar, Jesús había ayudado a los suyos, desalentados por el fracaso, a conseguir una pesca milagrosa: «Estaba amaneciendo, cuando Jesús se apareció en la orilla, pero los discípulos no lo recocieron. Jesús les dijo: Muchachos, ¿han pescado algo? Ellos contestaron: No. Entonces él les dijo: Echen la red a la derecha de la barca y encontrarán peces. Así lo hicieron, y luego ya no podían jalar la red por tantos pescados». Jesús resucitado acompaña a sus discípulos en los tramos difíciles, oscuros y dolorosos del camino. Él sabe que en el mundo hay tristezas profundas, enfermedades incurables de personas muy queridas, cáncer y derrames cerebrales que desembocan en la muerte y llenan de luto los hogares. Hay traiciones e infidelidades conyugales. Hay juramentos de matrimonio que se violan, promesas de fidelidad que se olvidan y situaciones de angustia económica por el desempleo o la quiebra del negocio.

En el camino de la vida hay niños que sufren, hay accidentes de trabajo que destrozan familias. Salieron alegres los papás y tres hijos, y en la carretera, en un choque fatal, murieron dos y sobrevivieron tres, pero uno de ellos se debate entre la vida y la muerte… En nada ni en nadie parece encontrar consuelo aquel que ha sido golpeado por estas tragedias que desgarran el alma. Jesús resucitado es el compañero de camino que ayuda y consuela. Mediante su Palabra y la Eucaristía cierra las heridas y nos abre a la esperanza. Ernesto Sabato, extraordinario hombre de ciencia y de las letras, argentino, se vio hundido en un túnel negro y sin salida cuando murió su hijo mayor: «Desde que Jorge Federico ha muerto escribe en «Antes del fin», uno de sus últimos libros- todo se ha derrumbado, y pasados varios días. No logro sobreponerme a esta opresión que me ahoga. Como perdido en un selva oscura y solitaria, busco en vano superar la invencible tristeza…Me veo rodeado por la oscuridad que acaba por agravar las dudas, los desalientos, el descreimiento en un Dios que justifique tanto dolor…». Al final de este breve capítulo, agregó esta nota interesante: «Elvirita (Elvirita González Fraga, gran amiga de él y de su esposa Matilde) me habla de Cristo. Me dejo alentar por su sentido religioso de la vida y del dolor». Elvirita le habló de Cristo. Así fue como Jesús resucitado amaneció en la noche negra de este magnífico escritor.

Leer el resto de la entrada »

, , , , , ,

No hay Comentarios

Ha Resucitado

resucitado_002.jpgEn el relato de la resurrección, san Marcos dice que las mujeres se llenaron de miedo y espanto al ver al joven de blanco y después de haber oído el mensaje del joven, «huyeron del sepulcro, porque las poseía el temblor y el asombro. Y no dijeron nada a nadie, porque tenían mucho miedo». O sea, que no cumplieron el mandato. Huyen, tienen miedo y guardan silencio.  

¿Por qué huyen y tienen miedo las mujeres? Parece como si hubieran visto un espanto. Desde luego, no debemos interpretar esto como falta de fe y desobediencia. Es una reacción humana natural ante el misterio de la resurrección. No era para menos. Nunca, jamás se había dado el caso de que un muerto resucitara.

A Jesús resucitado sólo podemos verlo y experimentarlo por medio de la fe. Santo Tomás de Aquino escribió que los apóstoles vieron a Jesús, después de la resurrección «oculata fide», es decir, con una fe ocular, con unos ojos creyentes. En un primer momento, los apóstoles no reconocían a Jesús, hasta que les fue concedido el don de la fe. Porque creer en Jesús resucitado es un regalo. Es Jesús quien se deja ver, se da a conocer a los suyos. Hay que pedir continuamente este don.

La fe en la resurrección transforma a las personas. Antes de la resurrección y antes de reconocer a Jesús resucitado, los discípulos ofrecen un cuadro negro y lamentable: tristeza, miedo, desilusión, decepción, dudas. Vemos personas llorando, deprimidas, heridas en el alma, encerradas, muertas de miedo. Pero cuando «ven» al Señor el cuadro cambia. Todo es alegría, entusiasmo y esperanza.

, , , ,

No hay Comentarios

Que le tire la primera piedra

piedras.jpgLas piedras son seres materiales, inanimados y no tienen conciencia, pero guardan la memoria del universo. En su interior está escrita la historia de la tierra. Las piedras son como páginas desprendidas de un libro de historia del mundo que el viento ha esparcido por todas partes. Pero hay saber leerlas. Primero fueron las piedras y después el ser humano. Sin embargo, desde la prehistoria humana, piedra y humanos han sido grandes amigos. Los primeros seres humanos profesaron un gran respeto y admiración a las piedras porque las consideraban resistentes, inmutables e invariables. Las piedras permanecen, los hombres se van.

La primera prehistoria humana, muy larga por cierto, se llamó «Edad de Piedra». Los seres humanos primitivos utilizaron las piedras para hacer fuego y enseguida para fabricar armas y recipientes. Terminó la Edad de Piedra cuando la humanidad descubrió y usó otros materiales para fabricar utensilios. La moderna tecnología ha condenado al olvido a las piedras, pero ellas están ahí, humildes y siempre disponibles. Las ciencias que hoy gozan de prestigio, deben su éxito y desarrollo a las piedras. En épocas remotas, las matemáticas se practicaban con piedras. Los romanos, en su lengua latina, llamaban cálculos a las piedras pequeñas (y esto nos hace recordar los cálculos renales, tan dolorosos) y a la operación de cambiar las piedras para conseguir diferentes resultados, le llamaban calcular. Actualmente llamamos calculadoras a las máquinas que nos ayudan a realizar con rapidez y sin esfuerzo, las operaciones matemáticas.

La Sagrada Escritura llama Roca firme a Dios eterno, inmutable y todopoderoso. El Nuevo Testamento proclama a Cristo piedra desechada por los constructores y convertida ahora en Piedra Angular. Jesús dio el nombre de Pedro, es decir, Piedra, al apóstol Simón y le aseguró que sobre esa roca firme edificaría su Iglesia. En su predicación, Jesús comparó al discípulo firme en su fe, porque escucha el evangelio y lo pone en práctica, con una casa edificada sobre roca. Dijo también que de las piedras, Dios podría sacar hijos de Abrahán. A los fariseos que le pidieron callara a sus discípulos, respondió: «Les aseguro que si éstos callaran, empezarían a gritar las piedras» (Lc 19,40). El evangelio es un libro empedrado. Hay piedras por todas partes. Por ejemplo, la piedra del molino atada al cuello de quien escandalizó a uno de los pequeños (discípulos) de Cristo, y las piedras que iban a quitar la vida a una mujer sorprendida en adulterio. En la misa del último Domingo de Cuaresma, leemos este relato (Jn 8,1-11):

Leer el resto de la entrada »

, , , , , , , , , ,

2 Comentarios

La píldora

pildora.jpgNo sólo en nuestro país, sino en el resto del mundo desarrollado, se ha desatado una polémica que llama la atención porque tienen que ver con la salud humana: el uso de la píldora del día después, que es esencialmente abortiva según estudios científicos y que es usada ampliamente por adolescentes que no están enterados de las consecuencias que conlleva su uso. Ellos, simplemente, la toman y están felices de que ello evite, al menos en el papel, el embarazo no deseado. Pero, ¿qué hay con lo de su efectividad? ¿Tiene su uso implicaciones morales o riesgos para la vida?

Los laboratorios, que están en su negocio de vender, saben que tienen un mercado inmenso en sus manos, como todo negocio que tenga que ver con el sexo. Aquellos difunden que la píldora del día después impide la concepción de un nuevo ser y no advierten de los efectos secundarios que produce su ingesta.

Estudios científicos, decía, han comprobado que este medicamento es abortivo y que en consecuencia atenta contra la vida. El asunto es sencillo: si la píldora se toma a partir de las 12 horas de efectuado el acto sexual hace que no se de la fecundación, pero si se toma a partir de las 24 horas el óvulo ya está fecundado y por lo tanto ya hay un cigoto en el útero: en este caso, la píldora impide la fijación del óvulo en la pared del útero materno. «Si la píldora se consume pasadas las 72 horas del acto sexual, se crean unas condiciones inhóspitas para que no se implante en el endometrio y acabe siendo expulsado en la menstruación».

Leer el resto de la entrada »

, , , , ,

No hay Comentarios

Su fe la salvó

haiti002.jpgEn medio de la tragedia del terremoto de Haití hemos sido testigos, gracias a la tecnología y la globalización, de muchas historias y realidades difíciles de nuestros hermanos en desgracia. Apenas ayer surgió la noticia de que el gobierno Hitiano daba fin a la búsqueda de supervivientes. 132 personas es la cifra oficial de rescatados con vida de entre los escombros, muchos de ellos rompieron con las estadísticas de supervivencia y sus casos fueron considerados casi como milagros. Otros números oficiales presentados fueron: 111,500 los fallecidos y alrededor de 193,000 los heridos.

Recordamos muy bien, por otro lado, como ya lo mencionaba el P. Crispín en El Mensajero de la semana pasada, que ante ésta desgracia hubo quienes en medio de la indignación y la impotencia reaccionaron de manera agria en contra de las muestras de religiosidad, reclamando a Dios e incluso negando su existencia; así como también fuimos testigos de muchos actos de fe y en cierta manera de la presencia de Dios mismo en tantas personas que ayudan para aliviar un poco el dolor de esas personas.

El pasado 19 de enero, los así llamados «Topos» mexicanos, lograron rescatar de entre los escombros a una mujer de 69 años de edad y uno de los principales actores contaba su experiencia ante las cámaras: «…hoy entramos con la bendición de Dios y escuchamos su ruido.

Leer el resto de la entrada »

, , , , , , , ,

No hay Comentarios

¡Santo subito!

El día 2 de abril de 2005 a las 9:30 de la noche estaba respondiendo la llamada de un sacerdote compañero mío que me pedía información sobre un trabajo de la Universidad, cuando se escucharon las campanadas fúnebres de la basílica de San Pedro. Varios sacerdotes fuimos sin prisa a estar un momento en la plaza desde donde se ve la ventana del cuarto del Papa, y nos adentramos en el ambiente de oración que se había formado ahí con los numerosos fieles y turistas que con velas encendidas rezaban el rosario.

El 4 de abril ya por la tarde se hizo la exposición pública del cuerpo de Juan Pablo II y comenzaron a llegar cientos y miles de personas haciendo una cola de unos 10 metros de ancho para llegar hasta la basílica de San Pedro. Un gran amigo y yo nos aventuramos a formarnos en ella como a las 7 de la tarde y a esa hora ya iba bastante larga, abarcando toda la «via della conciliazione» (calle principal para llegar a la Plaza San Pedro) y una calle más paralela; si mis cálculos no me fallan era como caminar dos veces del Templo de la Merced a la Catedral, pero muy lentamente ya que era un río de personas muy grande.

Leer el resto de la entrada »

, , ,

No hay Comentarios

Las mujeres

mujerAunque no con la profundidad o extensión que merece el tema, los medios de comunicación exponen ocasionalmente las diversas situaciones que afectan a las mujeres y las formas como se abren paso junto con los hombres a lo largo de la vida. Se insiste, por ejemplo, que millones de ellas son víctimas en el mundo de la explotación laboral, de discriminación y de todo tipo de violencia al interior y fuera de sus familias, y de agresiones que terminan en homicidios.
En otras partes, las mujeres se han abierto paso con grandes dificultades y cada vez es más grande el número de las que se desempeñan exitosamente en los ámbitos políticos, en el deporte, la academia, las ciencias, las artes y el mercado laboral. Y hasta pilotean aviones y viajan al espacio; nada es imposible para ellas. Justificadamente crece la percepción de que las mujeres son tan aptas como los hombres o incluso superiores a ellos en determinadas actividades. Leer el resto de la entrada »

, , , , , ,

No hay Comentarios

Hacia la paz

palomaEn un comunicado de la Santa Sede, el Papa Benedicto XVI, bajo el lema «Si quieres cultivar la paz, custodia lo creado», ha expuesto un mensaje introductorio de cara a la Jornada Mundial de la Paz que se celebrará el uno de enero del año siguiente. El tema intenta fomentar una toma de conciencia del vínculo estrecho que existe, en nuestro mundo globalizado e interconectado, entre la salvaguarda de lo creado y el cultivo del bien y de la paz. «Si la familia humana no sabe afrontar estos nuevos desafíos con un sentido de justicia e igualdad social y de la solidaridad internacional, se corre el riesgo de sembrar violencia entre las poblaciones y entre las generaciones presentes y futuras. Proteger el medio ambiente debe constituir un desafío para la humanidad entera.»

El Papa no deja de insistir, y hace bien en su papel de líder moral mundial, en la necesidad de que los seres humanos cuidemos la creación, ya que todos los seres dependemos los unos de los otros, en el orden establecido por el Creador. Si falla esta toma de conciencia, el mundo se verá, de hecho ya está, amenazado por una hecatombe de grandes proporciones. Leer el resto de la entrada »

, , , , , , ,

No hay Comentarios

Levántate y come

pan_aguaEn mayor o menor medida, todos los seres humanos experimentamos, a veces, la depresión por diversas causas: pérdida de un ser querido, separación o divorcio, enfermedad crónica, infidelidad de la pareja, pérdida económica, fracaso laboral, frustración, ruptura del noviazgo, estrés o cansancio extremo, etc. Nos sentimos entonces desconsolados, abatidos, decaídos y sin deseos de nada.

A menudo, las desgracias se multiplican y se acumulan hasta el grado de hacer estallar la pólvora, como cuando en la misma semana o en el mismo mes se sufren en cadena la muerte de personas amadas, el accidente automovilístico de un hijo, la despedida del trabajo, el contagio de una enfermedad y cosas por el estilo. En estos casos la gente suele decir que ya no siente tanto lo duro, sino lo tupido. Son momentos difíciles y oscuros para el creyente, porque ponen en crisis su fe. El creyente atribulado tiene la impresión de que Dios le está cargando demasiado la mano y en la oración le grita que ya estuvo bueno, que ya se han rebasado los límites y ya no puede más con la carga.

Hemos aprendido por experiencia que el orden y la existencia de las cosas de este mundo se conservan sólo dentro de ciertos límites. El niño sabe que su globo estallará en añicos si lo infla demasiado. Una cuerda se revienta cuando se le aplica una tensión desmedida. Esta ley natural se aplica también, por lo visto, a la psicología de las personas humanas. Un alma revienta cuando se le aprieta o estira en demasía. Fue lo que sucedió a Natalia, la protagonista de «La Plaza del Diamante», que es la novela cumbre de Mercé Rodoreda y, tal vez, la principal obra de la literatura catalana del siglo XX. Leer el resto de la entrada »

, , , , , , , , , ,

No hay Comentarios